Durante la misa de cuerpo presente que realizaron en honor al cronista vitalicio de Tampico, la ex alcaldesa porteña Magdalena Peraza Guerra dijo que “será difícil suplir a Marco Antonio Flores“.

En la ceremonia religiosa que tuvo verificativo en la Iglesia Catedral de la ciudad, se congregaron también funcionarios de administraciones pasadas y actuales así como regidores del cuerpo edilicio de Chucho Nader y otro ex alcalde: Fernando Azcárraga López.

Fue poco antes de iniciar la misa que se encontraron la ex alcaldesa y Chucho Nader quien la saludó con un apretón de manos para luego ir a ocupar su lugar en la segunda fila de bancas.

Ella, sentada más atrás, fue abordada por los medios de comunicación para recoger su impresión en torno a la sensible pérdida que sufren los tampiqueños ante la partida del cronista de 62 años de edad.

A mí me tocó precisamente como presidente darle su nombramiento como cronista vitalicio de la ciudad ya que él asumió esa titularidad cuando falleció el anterior, Carlos González en 2010 y creo que hoy los tampiqueños y el sur pierden a un gran hombre, a un gran ser humano, a un gran investigador, gran historiador, él conocía todo lo de Tampico y va a ser complicado encontrar a quien lo sustituya pues los zapatos que deja Marco Flores son algo grandes“, expresó.

Dijo que con este fallecimiento los tampiqueños pierden a un gran conocedor de la ciudad pues era una enciclopedia ambulante y siempre tenía la respuesta adecuada y no sólo de la ciudad sino de las huastecas.

La ex alcaldesa agregó que los tampiqueños deben hacer un amplio reconocimiento al cronista por el servicio que prestó a la ciudad “cuando el anterior enfermó Marco fue nombrado cronista adjunto y se fue preparando y agregando a lo que sabía de su antecesor del que Marco aprendió mucho y después puso en marcha ya como cronista oficial de la ciudad“.

Sin embargo la ex alcaldesa reconoció que en Tampico hay mucha gente conocedora y comprometida “y seguramente habrá alguien que venga a sustituir el trabajo que hacía nuestro querido entrañable amigo Marco Flores a quien deseo Dios lo tenga en su reino y que descanse en paz“.

Por último, Peraza Guerra destacó que Marco Flores fue quien pugnó y logró que volviera la procesión de la Virgen por el río que se hizo en esta ciudad y el proyecto del rescate de la Isleta Pérez con la capilla y lo que allí se pudo hacer.

Fue gracias a las investigaciones de Marco Flores, siempre muy dispuesto, deja un gran legado. Yo lo visité todavía el último jueves en su casa y me mostró una de sus ultimas obras que fue el libro que les hizo a los aduanales por sus cien años de vida en donde aún me tocó a mi estar como alcaldesa con ellos y donde creo que es un gran compendio de todo lo que ha sido el trayecto de los aduanales en el sur de Tamaulipas“, finalizó.

Deja tu comentario