La Secretaría de Marina-Armada de México investiga la presunta participación de sus elementos en 28 desapariciones en Tamaulipas e informó que dará cumplimiento a las medidas cautelares emitidas por la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH).

El Alto Comisionado de la ONU para los Derechos Humanos (ONU-DH) ha documentado las desapariciones en Nuevo Laredo, de febrero al 16 de mayo de 2018.

En un comunicado, la dependencia informó de las medidas que ha implementado, como ordenar de manera puntual al personal naval dar cabal cumplimiento al respecto de abstenerse de violar los derechos humanos, lo mismo que cumplir irrestrictamente las medidas cautelares dictadas por la CNDH.

También instruyó a todo el personal naval desplegado en el estado de Tamaulipas continuar de manera congruente con las citadas instrucciones, así como reforzar las medidas de supervisión a través de los Mandos Navales.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Además, se realiza una búsqueda diligente y efectiva de las personas desaparecidas, con la participación de los familiares de dichas personas.

Igualmente, “se autorizó que personal de la CNDH en compañía de agentes de la Procuraduría General de la República (PGR) y de la Procuraduría General de Justicia del Estado, inspeccionara las Bases de Operaciones del estado de Tamaulipas y Nuevo León”, refirió.

No obstante no ser competencia, ni atribución de esta institución realizar búsqueda de personas desaparecidas, se instruyó a los mandos de la primera región naval establecidos en el estado de Tamaulipas y de la Unidad de Operaciones Especiales, así como aquellas de cualquier unidad que desarrolle actividades en la citada entidad, que que en caso de localizar a las personas desaparecidas o algún cuerpo sin vida informen de forma inmediata y pongan a disposición de la autoridad correspondiente.

La dependencia señaló que, además, se efectúa una investigación exhaustiva e imparcial de los hechos referidos, salvaguardando el material probatorio existente.

 

LOPEZDORIGA