Roberto González Barba, renunció este jueves a su cargo como presidente del Comité Municipal del Partido Revolucionario Institucional en la ciudad, pues asegura que los tiempos ya terminaron, que ya hay candidatos e hizo el trabajo que estaba en sus manos hacer, pero prefiere dejar el cargo pues en Ciudad Victoria lo consideraban un presidente ‘a la antigüita’.
“Recibí un edificio abandonado y lo rehabilité, ya están trabajando allí y allí serán las oficinas de los candidatos a diputación federal de los dos Distritos, no renuncio a mi militancia, pero hay tiempos que se cumplen y los míos considero que ya se cumplieron”, indicó.
El priísta porteño agregó que no concuerda con algunas cosas que en la capital del estado piensan y dice que él es muy analítico y cuando no hay empatía en proyectos de una campaña, prefiere poner tierra de por medio.
Sobre su su salida, pudiera obedecer a conflictos que tuvo con la actual dirigencia estatal, González Barba señaló: “No tengo coincidencias con ellos desde hace semanas, entonces es algo que yo ya venía manejando con algunas gentes del comité estatal, pensaban que era algo informal  y como no me lo tomaban con la seriedad con la que yo manejo mis asuntos, lo hice ya por escrito de manera formal y ya lo comuniqué a Ciudad Victoria”.
González Barba dijo que esperan que ya hayan nombrado en la capital del estado a su sucesor para que se encargue del proceso.
Lo que sí dejó en claro el entrevistado es que a su militancia no renuncia, pues dice que es priísta desde hace 50 años “pero no coincido con algunas cosas”.
Roberto González fue dos veces presidente del comité municipal del PRI y dijo que comparado con hoy hay una diferencia abismal, “tenía yo cierta independencia que hoy veo acotada, me decían que estaba a la antigüita, pues será a la antigüita pero 52 años de militancia me han permitido conocer no solo la plaza de Tampico sin todo el estado porque llegué  a tener cargo de delegado de PRI en Tamaulipas, entre otros cargos”.

Deja tu comentario