La empresa Chemours pone en pausa inversiones para su crecimiento del orden de los 20 millones de dólares, debido al clima de incertidumbre que prevalece en el mercado internacional y nacional, advirtió José Piñeyro, director de la planta en Altamira.

Había planes de incrementar la producción porque no estamos al 100%, vamos a ver qué pasa con toda la incertidumbre que hay en el mercado internacional, esperemos que pronto desaparezca y podamos retomar los planes de crecimiento que ya teníamos“, señaló Piñeyro.

Agregó que precisamente por la incertidumbre no se han aplicados algunos proyectos a nivel grupo.

Básicamente por la incertidumbre que hay a nivel internacional cómo en México, la certidumbre qué debe de haber en los procesos que se están tomando, desde la autorización de un proyecto, la concesión, permisos“.

De acuerdo con organismos empresariales como el CCE el pais enfrenta un entorno creciente de incertidumbre después de varias decisiones de política económica.

Apuntó “Hay un reacomodo de las autoridades, necesitamos esperar para poder tomar una decisión fuera de eso no tenemos ahorita planes inmediatos de inversión, lo que queremos es que la inversión que hicimos en 2016 llevarla a la máxima utilización“.

La compañía química líder en producción de dioxido de titanio, aplicó una inversión en 2016 de 600 millones de dólares en la planta de Altamira para crecer su producción, actualmente trabaja el 95% de su capacidad total.

Actualmente la planta en Altamira esta produciendo 250 mil toneladas al año de dioxido de titanio.

Sigue siendo un buen año, la mayor parte de lo que producimos lo exportamos a mercado de Europa, Asia y Sudamérica“.

La empresa tiene desde 1960 operaciones en Altamira con 350 colaboradores.

Deja tu comentario