Libertad sin represión

Se manifestaron jóvenes protestando por la muerte de Giovanni López a manos de policías mexicanos.

Que Porfirio Díaz fue tolerante con las actividades sociales de la Iglesia Católica, pero jamás  aceptó las demandas que el Vaticano le hizo. Que durante el porfiriato el derecho y principio básico de expresar fue reprimido. Sabrá Dios.

Pero para la posteridad quedará grabado este domingo 7 de junio 2020, día de la Libertad de Expresión, pues de forma extremadamente pacífica, y sin la presencia de un solo policía uniformado, medio centenar de jóvenes tampiqueños exigieron justicia y alto a los actos de represión policiaca y crímenes de estado efectuados en el México de la Cuarta Transformación.

Mientras en Jalisco algunos manifestantes reclaman al gobernador Enrique Alfaro la desaparición de algunos activistas, luego de las protestas por Giovanni López o en la Ciudad de México, los actos vandálicos orillaron a la Policía capitalina proteger la sede de la Embajada de los Estados Unidos en México, y propiciaron al embajador Christopher Landau, lanzar un tuiter de gratitud; en Tamaulipas, abajito de Texas, en un ambiente pacífico y de libre expresión no fue vituperado ahora el nombre del gobernador, pues no envió un solo policía a cuidar a los manifestantes en Tampico.

Por mucho, contrario a otros estados de la República Mexicana, y los tiempos del pasado inmediato tamaulipeco; sin un solo policía, sin una sola mirada intimidante o fotografía que pudiera convertirse en una amenaza, sin la presencia de elementos de la Secretaría de Marina-Armada de México, SEDENA o Gendarmería Nacional, los jóvenes se expresaron, sacaron cartulinas, lonas y hablaron ante los asistentes foráneos y locales que caminaban por el Centro Histórico de Tampico; ellos sin reventar un solo vidrio, sin una sola pinta o altercado público, expresaron, gritaron y honraron a las víctimas.

Fue en la Plaza de Armas, frente al Palacio Municipal, donde despacha el panista Chucho Nader, donde se reunieron los activistas, en su mayoría menores a los 30 años, algunos son defensores del medio ambiente, los derechos humanos, otros víctimas de la violencia que cargó la entidad, y que por cierto sigue padeciendo desde el 2007, colectivos feministas y ciudadanía en general se apersonaron para exigirle al Estado, garantías, alto a la violencia y la represión.

Mucho nivel el de estos jóvenes manifestantes, también había nuevos rostros. Hay diálogo, coordinacion y apoyo mutuo entre el Tamaulipas de Francisco Javier García Cabeza de Vaca y la federación de Andrés Manuel López Obrador.

davidcastellanost@hotmail.com
@dect1608

Deja tu comentario