• Quieren que Balta releve a Checo
  • Escobar aprovecha bien el Poder
  • Porfirio impondrá orden, pero…
  • ¿Era Honoris, arlequín o carnaval?
  • ¿Cómo jalarán esta vez los malosos?

Cd. Victoria.- Sin mayores explicaciones ni aclaraciones dio ya comienzo el que sin duda será el proceso electoral más insípido en la historia de Tamaulipas.

Ya sabe usted que se convoca para renovación del Congreso del Estado, con sus 36 curules, 22 de mayoría relativa y 14 plurinominales.

La cita con las urnas es el domingo 2 de junio.

Pero, ¿por qué serán las elecciones más insípidas?

Porque por primera vez la elección de diputados no va acompañada de otros cargos.

No se votará por alcaldes ni gobernador, en el caso de cargos locales, ni por diputados federales, senadores o presidente de la República, en lo federal.

Con un agregado, desde la paliza que el PAN dio al PRI en 2016 y la sorpresa electoral de Morena en julio pasado, la política electorera en Tamaulipas deberá verse, por lo menos para efectos de corto plazo, de manera distinta.

Por ejemplo, ¿para qué querría alguien ser diputado local?

Para comenzar con el PRI, es sumamente improbable que candidato alguno gane en ninguno de los 22 distritos.

Luego entonces, carecerá de alguna oportunidad para buscar ser candidato de aquella exaplanadora a la diputación respectiva.

Y, en el caso de los plurinominales, cualquiera que llegara con esa chiripa ya no tiene el padrinote que le garantice siquiera que será candidato.

Así que, por el lado del PRI, es triste su panorama.

Y si a ello le agregamos que la dirigencia de CHECO GUAJARDO más sirve a los intereses del PAN-gobierno que a los de su partido, las cosas empeoran para el cada día más alicaído y diezmado priísmo.

Pasemos al PAN, donde todavía no atina su líder ‘KIKO’ ELIZONDO a entender qué les pasó el 1 de julio pasado, donde Morena los apabulló en lo federal y les arrebató dos plazas que debieron quedar en manos del PAN: la recuperación de Matamoros y la retención de Madero.

Por alguna extraña razón, todo indica que ELIZONDO SALAZAR será sostenido en la dirigencia, no obstante que su trabajo ha dejado mucho, harto que desear.

La militancia no ha aumentado, el posicionamiento electoral se redujo sensiblemente y el buen ‘KIKO’ no tiene la experiencia que el PAN requerirá para retener el control del Poder Legislativo.

Que no es poca cosa.

Cuestión de recordar que si bien es cierto que en tiempos de eso que llaman ‘gobernabilidad’ el partido en el Poder Ejecutivo domina a sus supuestos pares (Judicial y Legislativo), cuando se pierde la mayoría en el Congreso se le acaban al gobernante casi todos los márgenes de maniobra.

Hoy el PAN es mayoría apabullante en el Congreso, pero Morena va por todas las canicas.

Ya tiene el Poder presidencial, el control en el Congreso de la Unión y va por la mayoría de las cámaras locales.

Y Tamaulipas está en la mira, pues es de los estados en que habrá elecciones el año próximo.

Y aunque la intervención de Morena en los comicios debiera animar el cotarro, lo cierto es que dista mucho de ello.

Tan simple como que en Morena no se impone el criterio de jefes políticos locales, desde el momento en que se trata aún de un Movimiento y no de un partido propiamente.

Tan simple como que las dirigencias se las sigue imponiendo AMLO (perdón, YEIDCKOL).

Con un agregado contundente que hace descontable para cualquiera aspirar siquiera a la candidatura, por el partido que sea.

Los diputados lo serán por dos años, de modo que quienes piensen en usar su curul como trampolín hacia alguna alcaldía deberán pasar a la banca por un año.

Además, recuérdese que varios alcaldes fueron electos para tres años, aunque pueden alargar su permanencia hasta el 2024.

Es decir, alcaldes morenos como MARIO LÓPEZ en Matamoros o ADRIÁN OSEGUERA en Madero es difícil que se abstengan de la tentación de buscar la reelección.

Cierto que alcaldes azules, como MAKI ORTIZ y ENRIQUE RIVAS, en Reynosa y Nuevo Laredo, respectivamente, son repetidores, pero el poder lo entregarían hasta el 2021, con los diputados que lleguen el año próximo, ya fuera de esta legislatura.

Así las cosas, ¿para qué ser diputado?

CHISMOGRAFÍA: Punto a favor del procurador IRVING BARRIOS es el supuesto esclarecimiento del asesinato cometido en agravio del periodista HÉCTOR GONZÁLEZ ANTONIO, hace tres meses.

El comunicador fue hallado sin vida cerca de su casa, con evidentes signos de violencia.

De acuerdo con la investigación oficial, el crimen fue cometido para robar al periodista.

Ora, que la raza lo crea o no, eso ya es otro boleto.

Cambiando de tema, sin tanto boato, pero EFRAÍN DE LEÓN y BETICO VALDEZ hace tiempo que aventaron el arpa como dirigentes estatales que eran de la CNOP y Movimiento Territorial.

No tarda mucho en imitarlos TINO SÁENZ con la CNC.

Por cierto, ‘ambos tres’ son exalcaldes, de Valle Hermoso, Reynosa y Mante, en el orden anotados.

Ligando tema, hay quien piensa que el famoso ‘PAQUETITO’ debiera regresar a Tamaulipas y hacerse cargo del PRI estatal.

Y es que, aunque usted no lo crea, existen priístas que lo siguen viendo como el único salvavidas que quizá no regrese al PRI el poderío perdido, pero por lo menos que le dé el oxígeno para aguantar el vendaval que se le aproxima.

Y que puede ser, por lo menos en Tamaulipas, la última palada en su sepultura.

Como nos la sabemos, el tres veces exdiputado federal, exalcalde de Matamoros y frustrado aspirante gubernamental no tiene ni la mínima intención siquiera de vivir en Tamaulipas.

Recuérdese que bien dijo “I was born in Brownsville” y es en la ciudad vecina de Matamoros donde tiene BALTA su residencia.

En otro tema, llegó PORFIRIO MUÑOZ LEDO y por fuerza será otra la dinámica en el Congreso de la Unión.

Así, de golpe y porrazo, en la primera sesión, PORFIRIO llegó poniendo e imponiendo orden.

Lo más interesante es que sus primeros clientes fueron diputados de supuesta izquierda: FERNÁNDEZ NOROÑA (PT), ANTONIO ORTEGA (PRD) y ÓSCAR GONZÁLEZ (PT).

En calidad de mientras, con sus porros, FERNÁNDEZ NOROÑA se la cobró a MUÑOZ LEDO este lunes, cuando solo los presidentes de las Cámaras recibieron invitación al VI y último informe de PEÑA NIETO.

Los gritos e insultos de los porros de FERNÁNDEZ NOROÑA no se hicieron esperar.

A ver cómo se las cobra PORFIRIO en las sesiones.

El show debe continuar.

Seguramente los enemigos políticos de PORFIRIO le recordarán que MUÑOZ LEDO era alto funcionario del IMSS con DÍAZ ORDAZ en el tlatelolcazo y no se le recuerda protesta por aquella matanza de estudiantes.

Que luego sería subsecretario de la Presidencia con LUIS ECHEVERRÍA durante el halconazo de junio del 71 y tampoco alzó la voz.

Ahora es de los que encabeza exigencias de justicia por Ayotzinapa.

Qué cosas, ¿no? ¡Hic!

Por su lado, de esos datos curiosos, registre usted que en las exequias del senador norteamericano JOHN McCAIN hicieron acto de presencia los tres expresidentes (vivos, agregaría el culto periodista), pero solo dos con esposas.

El texano GEORGE BUSH JR. con LAURA, BARACK OBAMA con MICHELLE, pero BILL CLINTON no llegó acompañado de HILLARY.

Con un agregado más interesante aún: solo BUSH JR. y OBAMA hicieron uso del micrófono en la ceremonia, no así quien hiciera más famoso el Salón Oval de la Casa Blanca (gringa).

En temas locales, siguen sin definirse ternas para el relevo de TANIA CONTRERAS, DENISSE GÓMEZ y RICARDO HIRAM RODRÍGUEZ, que terminan su período como consejeros del IETAM.

Tampoco se sabe de sustituciones de EMILIA VELA y RENÉ OSIRIS SÁNCHEZ como magistrados en el TRIETAM.

Mientras, vaya dato proporcionado por el periodista HÉCTOR SANDOVAL: su tocayo ESCOBAR, secretario de Educación, ha aprovechado su cargo público para beneficiar a las universidades que su familia posee en Matamoros.

A mayor abundamiento, trátase de la validación para que las universidades Nuevo Santander y Oralia Guerra de Villarreal amplíen las carreras que ofrecen.

El periodista da a conocer los datos proporcionados en el Diario Oficial del Estado.

Concatenando temas, espantoso ridiculazo el de PANCHO CHAVIRA y el DR. MANUEL MIRELES en el honoris causa concedido por la UNT de Nuevo Laredo al michoacano.

Por la vestimenta, más parecía una fiesta de carnaval, con arlequines, que un asunto de carácter académico.

Finalmente, tómelo como mero chisme, pero del exsólido sur nos avisan que se busca rentar una residencia, amplia, cómoda, pero no ostentosa, que dé albergue a las huestes que desde el ex DF llegarán a Tamaulipas, de cara a los comicios del año próximo.

En ese sentido, coméntase que por aquella zona y hasta Mante la operación política de Morena quedará en manos del zacatecano RICARDO MONREAL, en tanto JOSÉ RAMÓN GÓMEZ JR. se encargará de Reynosa y su zona conurbada (Río Bravo, Valle Hermoso y la Ribereña), mientras Nuevo Laredo será encomienda de RAMÓN GARZA BARRIOS.

Que Morena quiere todas las canicas.

Por hoy es todo. Mañana será otro día.

P.D.- Iniciado formalmente el proceso electoral Tamaulipas 2019, habrá que estar pendientes del lado para el que caerá la presión del crimen organizado.

Que hasta ahora ha confirmado que no tiene ni pizca de idea de lo que significa ideología.

Para esos capos, ‘bisnes ar bisnes’.

Cuestión de revisar cómo se han pronunciado las votaciones en los últimos tres procesos.

Sale… y vale.

gpediazmtz@hotmail.comlupediazmtz@gmail.com, (twitter) @lupediazmtz

 

Deja tu comentario