La Academia de Ciencias de China firmó una serie de acuerdos con varios institutos de investigación de Uzbekistán para fortalecer la cooperación en la restauración ecológica del Mar de Aral, dijo hoy el Diario Guangming.

El Mar de Aral, ubicado entre Kazajstán y Uzbekistán, fue una vez el cuarto mayor cuerpo de agua interior del mundo, pero registra una baja dramática en los últimos años como consecuencia del cambio climático y el aumento de las actividades humanas.

Científicos de ambas partes estuvieron de acuerdo en que el impacto de los problemas ecológicos del Mar de Aral puede reducirse mediante el uso de tecnologías, refirió la agencia noticiosa china Xinhua.

China está dispuesta a proporcionar sus experiencias a países de Asia Central con sus conocimientos y tecnologías avanzados en el ahorro de agua agrícola, la restauración ecológica, el control de desertificación, la conservación de la biodiversidad y la gestión sostenible de los recursos hídricos, de acuerdo con el periódico.

Según los acuerdos, la academia china construirá laboratorios conjuntos con instituciones y universidades uzbekas, y llevará a cabo una mayor cooperación en diversos terrenos, entre ellos el monitoreo del entorno ecológico, la explotación de los recursos biológicos y la mejora de tierras salinas.

El Instituto de Ecología y Geografía de Xinjiang, subordinado a la academia, ha trabajado por años con científicos uzbekos en una serie de proyectos de investigación.

El centro ha establecido tres estaciones de campo, un área de demostración de experimentos agrícolas y llevado a cabo numerosos proyectos de investigación en Uzbekistán, señaló Chen Xi, investigador del instituto.

 

NTX/RCJ/RHV

Deja tu comentario