A más tardar en un mes los artesanos de la bajada Juárez deberán estar ya reubicados y como lugar tentativo han designado el área de los arcos de la calle Ribera para dar continuidad al proyecto turístico en la zona donde se ubican los mercados municipales.
José Velez Cicero, jefe de inspectores de la vía pública en la comuna porteña, informó que son en total 24 artesanos los que hay en la bajada Juárez, de los cuales tres ya aceptaron su reacomodo hacia la planta alta de las nuevas centrales de abasto.
“Está viniendo gente de afuera para ver el destino final, a lo mejor de manera temporal los instalamos en los arcos de la calle Ribera mientras se les designa un destino final, vienen especialistas  la semana que entra”, señaló.
Dijo que deben ver si ellos querrán meterse a esa zona pero dejó en claro que tienen lugar también en los nuevos mercados.
“No saben lo bien que están los nuevos mercados, es un buen atractivo y turístico por eso seguimos en diálogo y debo decir que ellos cooperan, sólo quieren saber su destino final aunque sea temporal”, aseveró.
El funcionario municipal dijo que ellos deberán ser retirados de la zona baja porque iniciará la construcción de la rampa e introducción de agua y drenaje para los mercados, lo cual será en breve.
“Ellos tienen proyectos pero deben ver si realmente es lo que la ciudadanía quiere y viene dentro del proyecto del plan turístico”.